Muchas veces te has preguntado ¿Cuál es la diferencia entre un sauna  y un baño turco? ¡Aquí te  vamos a explicar para que te conviertas en un experto!


Para que identifiques muy bien cada uno, lo primero que debes tener en cuenta es que el baño turco se caracteriza por ser un baño húmedo y el sauna un baño de calor seco. Por esta razón, la construcción de ambos es completamente diferente como lo puedes ver a continuación.

 

 

El baño sauna está construído en madera y el baño turco en cerámica. Por el tipo de construcción, es mucho más fácil tener un baño turco en la comodidad de tu hogar, ya que la ducha cumple con todas características que requiere un turco. A diferencia del sauna, que por sus características normalmente lo encuentras en un cuarto independiente en las zonas comunes de clubes y gimnasios de unidades residenciales.

 

Por otro lado, la temperatura y la humedad es otra gran diferencia. En el baño turco, la temperatura recomendada es entre 42°C a 45°C (grado de humedad 100%) y en el sauna entre 80° a 90°C (grado de humedad máximo 20%). Ambos cuentan con controles de temperatura para garantizar la seguridad de los usuarios y para que vivas una experiencia única en cada una de las sesiones.

 

¡Con estas características, ya sabrás identificar a simple vista si es un sauna o un baño turco!

 

Powered by OrdaSoft!
Industrias Ovelma